FIMT - FEDERACIÓN INSULAR DE MONTAÑISMO DE TENERIFE 922 882 239 info@fedtfm.es

 El Ministerio de Medio Ambiente y Medio Rural y Marino realizará, con cargo al Fondo Especial del Estado para la Dinamización de la Economía y el Empleo, la recuperación y acondicionamiento del sendero GR 131 en los Espacios Naturales Protegidos Forestales de Tenerife, con un presupuesto total de 1.471.892,92 euros, según informó hoy el propio Ministerio en una nota.

El ámbito de actuación de este proyecto, que tiene una longitud de 83,15 kilómetros, comenzará en la población de La Esperanza, en el municipio de El Rosario, y finalizará en Arona, recorriendo un total de once municipios. El sendero atraviesa seis Espacios Protegidos –entre los que se encuentra el Parque Nacional del Teide– que se caracterizan por su alto valor natural y paisajístico, al atravesar zonas boscosas y volcánicas.

La isla de Tenerife es la mayor del archipiélago canario. Se caracteriza por ser una isla muy abrupta y volcánica, cuyo relieve ha sido esculpido por sucesivas erupciones. Este hecho unido a la variedad de climas ha dado como resultado un territorio de múltiples y variados paisajes. De esta forma, la isla cuenta con 43 Espacios Naturales Protegidos, que cubren casi la mitad de la superficie. Debido a su relieve abrupto, los senderos naturales han tenido una gran importancia para la comunicación con muchas zonas, y hoy es preciso recuperarlos ya que han quedado abandonados o han sido invadidos.

IMPULSO DEL DESARROLLO RURAL

La construcción de caminos naturales, en la que el Ministerio viene trabajando desde hace más de quince años a través de un Programa específico, constituye una iniciativa que permite no solo ofrecer a la población un especial atractivo para la práctica de actividades vinculadas con la naturaleza y con la salud, como el senderismo o el turismo ecológico, sino que supone un instrumento de impulso del desarrollo rural sostenible, potenciando la diversificación económica y la dinamización social del medio rural, permitiendo llegar a aquellas áreas cuyo acceso por otros medios resulta complicado.

Por ello, el Ministerio de Medio Ambiente y Medio Rural y Marino viene manteniendo su compromiso de cara a la recuperación de estas infraestructuras naturales para que todos sus beneficios repercutan en el conjunto de la población, tanto urbana como rural, creando una infraestructura de ocio y de vertebración del medio rural y generando tanto en su construcción, como en su gestión y aprovechamiento posteriores, actividad económica local y, por tanto, empleo.